Madrid, 16 ene (EFE).- América Latina se enfrenta al reto del equilibrio entre un desarrollo turístico creciente y la preservación de una naturaleza abundante y variada y de las comunidades locales en una situación de cambio climático, según constató hoy la XXI Conferencia Iberoamericana de Ministros y Empresarios de Turismo.

Hablaron sobre esta cuestión representantes gubernamentales de Bolivia, Brasil y Colombia, en una reunión celebrada en Madrid en la víspera del comienzo de la Feria Internacional de Turismo (Fitur).

El viceministro de Turismo de Bolivia, José Ricardo Cox, dijo que la lucha contra los efectos del cambio climático requiere una acción multisectorial.

En el caso de este país, se ha enfocado en recuperar técnicas precolombinas para paliar los efectos de la sequía extrema y las inundaciones amazónicas, lo que relacionó con la “resiliencia de las comunidades indígenas”, lo que también tiene su interés y atractivo turísticos.

El viceministro de Turismo de Brasil, Alberto Alves, resaltó la sostenibilidad como algo prioritario, dado que representa el 60 % de la Amazonía (el “pulmón del planeta”), a la cabeza mundial en riqueza natural y de biodiversidad, con un litoral muy extenso.

Consciente de ello, Brasil dispone de un plan específico sobre turismo responsable y sostenible y la preservación de la población de los destinos de viaje; además, los empresarios deben demostrar que sus proyectos son sostenibles.

Por último, la viceministra de Turismo de Colombia, Sandra Howard, resaltó la educación como fundamental para adaptarse al cambio climático, pues “ya es un hecho”, junto a la reducción de contaminantes.

También citó la política de protección de ecosistemas frente a las variaciones climáticas adversas; el 20 % del territorio colombiano forma el sistema nacional de parques.

Insistió en la necesidad de un cambio de hábitos porque, “lamentablemente”, en muchos casos las comunidades se desarrollan en zonas altamente vulnerables como riberas de ríos y el borde litoral, así que se trata de que los procesos productivos estén menos cerca de ellas por medio de planes de ordenamiento territorial.

“El turismo no se podría desarrollar sin sostenibilidad medioambiental”, dijo, y esto unido al desarrollo económico de esas comunidades. Colombia ha creado un sello de destinos turísticos sostenibles. EFE

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí